Una constelación organizacional es una herramienta que nos permite acceder a las dinámicas sistémicas que están funcionando en una organización y de esa manera encontrar el modo de solucionarlas. Esta se lleva a cabo en un lugar amplio, utilizando personas que representen los diferentes elementos de dicho sistema, sirviendo, de esta manera, al sistema y sus soluciones.
Es interesante entender que las constelaciones tienen la particularidad de que a través de su práctica, cada representante, sin previa información sobre el sistema o situación que se está constelando, puede llegar a sentir en las distintas posiciones, como sienten y actúan los miembros o elementos auténticos del sistema con el que se está trabajando, pasando a ser la clave para extraer información de valiosa ayuda.