Las mujeres solemos conocer un hombre y si nos gusta, es suficiente para comenzar a idealizar, a verlo como el hombre perfecto, a imaginarnos conviviendo bajo el mismo techo, compartiendo nuestra vida junto a él, sin darnos cuenta que estamos tan desesperadas por encontrar al príncipe azul, que aun cuando le vemos comportamiento de sapo, nos hacemos las ciegas, colocándonos las gafas oscuras, y creyendo que nuestros super poderes nos va a   permitir cambiar todo aquello que le falta para llegar a ser el hombre perfecto.

pareja cambie