A pesar del entrenamiento en las diferentes técnicas psicológicas como el psicoanálisis, terapia cognitiva, etc; el enfoque psicológico utilizado en cada caso es diferente, de acuerdo a las necesidades personales.

 

En nuestros encuentros iremos estableciendo una activa relación, donde la comunicación es base. Escucho activamente a cada uno de mis pacientes, y realizo constantes preguntas con la finalidad de analizar a fondo la verdadera esencia de lo dicho.

 

La transformación inicia cuando, como humanos, aceptamos nuestras debilidades y estamos dispuestos a compartir las más difíciles emociones. Es mi trabajo ser soporte en este proceso, y mi intención es crear una atmósfera de absoluta confianza, para dar pasos certeros hacia el cambio.